8 cualidades de un gran jinete

Autor de contacto

¿Qué hace que un buen jinete sea genial?

Si bien hay muchos buenos jinetes, hay pocos excelentes. Aquí hay algunas cualidades que creo que hacen que un jinete sea excelente:

Cualidades de un gran jinete

  1. Ponen el tiempo y aprovechan todas las oportunidades posibles
  2. Miran a otros cabalgar
  3. Absorben el conocimiento de la equitación
  4. No son esnobs de disciplina
  5. Están dispuestos a asumir la responsabilidad
  6. No dejan que el ego se interponga en el camino
  7. Son sensibles al caballo
  8. Están en un viaje de equitación de por vida

1. Ponen el tiempo y aprovechan todas las oportunidades posibles

Lo primero que creo que marca la diferencia es que un gran jinete es aquel que está dispuesto a dedicar tiempo. Los grandes jinetes no pierden la oportunidad de subirse a un caballo. Si su lección se cancela, la reprograman. Priorizan montar en sus vidas. No digo que un gran piloto no pueda hacer nada más que montar, solo lo priorizan. Siempre elegirán andar sobre otras opciones. Si llega un día en que sea montar o hacer otra cosa, elegirán montar.

Los grandes jinetes no son exigentes con los caballos que montarán. Montarán todo lo que se les da la oportunidad de: bueno, malo, llamativo, hogareño. Los grandes jinetes los montarán a todos, y los montarán felices. Estarán agradecidos por la oportunidad de probar nuevos caballos. Saben que pueden llevar algo con ellos en cada viaje. Cada caballo tiene algo que enseñarte. Los grandes pilotos lo saben y lo aprovechan cada vez que tienen la oportunidad.

2. Miran a otros andar

No me refiero a que solo vean a sus amigos saltar cursos en espectáculos, me refiero a que miran a cualquier jinete experto y los estudian. Ya sea en persona o en imágenes en libros y revistas, muchas veces, nos ayuda a entender cómo se supone que deben verse las cosas al ver que se hace. De esa manera, puede guardar esa visión en su cabeza e intentar recrearla cuando conduce.

Miras la causa y el efecto. Miras a otros pilotos y ves lo que funciona y lo que no. ¿Qué hacen para sacar lo mejor del caballo? Observa y ve que si hacen algo, el caballo responderá de cierta manera y comprenderá por qué. Lo asimilan todo. Se dan cuenta de que puedes aprender a montar mirando a otros.

3. Absorben el conocimiento de la equitación

Los grandes jinetes absorben el conocimiento y las habilidades cotidianas de la equitación a los que están expuestos.

Miran al veterinario hacer un examen de cojera en un caballo. Sostienen caballos para el herrador y aprenden sobre el calzado adecuado. Pasan todo el tiempo que pueden en el establo, rodeándose de buenos jinetes y aprendiendo todo lo que pueden.

Los grandes jinetes harán preguntas, ofrecerán envolver una pierna o dar un medicamento para el caballo. Lo hacen porque quieren mejorar en la equitación, no solo en la equitación.

Los grandes jinetes se dan cuenta de la importancia de la equitación versátil. Saben que sin eso, no sabrán lo suficiente sobre los caballos para sacarles el máximo provecho.

4. No son esnobs de disciplina

Los grandes jinetes saben que hay más de una forma de montar o entrenar a un caballo. Son de mente abierta. Aman los caballos y toman pequeños pedazos de conocimiento de todos los diferentes tipos de disciplinas y entrenadores. Ven el valor no solo de cómo trabajan con los caballos, sino también de cómo lo hacen los demás, y aprenden de ello.

Reconocen que cada disciplina requiere diferentes conjuntos de habilidades específicas, pero en un nivel básico, saben que un caballo es un caballo, y siempre hay algo que aprender. Aprecian todos los diferentes tipos de conducción y la habilidad que se necesita para tener éxito en ellos.

Si se les da la oportunidad de probar una nueva disciplina, ya sea montar un caballo entrenado de esa manera o ver un espectáculo o un entrenador, la tomarán. Les encantan los caballos, todos los caballos, y aprender todo lo que puedan. Incluso toman cosas que recogen de otras disciplinas y encuentran formas de usarlas en su propia conducción. ¡Nunca dejan de aprender sobre caballos, equitación y equitación, sin importar la edad que tengan!

5. Están dispuestos a asumir la responsabilidad

Un gran jinete se mirará a sí mismo cuando algo esté mal con su caballo. Se mirarán a sí mismos y lo que están haciendo y estarán dispuestos a aceptar el hecho de que podrían ser ellos. Pueden estar haciendo algo para causar el problema, algo como montar el caballo torcido o darle la señal equivocada. Tal vez están haciendo algo que permite que el caballo salga con la mala conducta. Los grandes jinetes están dispuestos a asumir la responsabilidad y aceptan que a veces ellos son el problema, no el caballo.

Luego, en lugar de sentirse frustrados con la situación, simplemente trabajan tan duro como pueden para mejorar. Un jinete que puede mirarte y decir que algo sucedió por algo que hicieron mal es un gran jinete. Están dispuestos a aceptar la responsabilidad y trabajan arduamente para entender cómo hacerlo mejor.

6. No dejan que el ego se interponga en el camino

Los grandes jinetes no tienen grandes egos. Son humildes y están dispuestos a pedir ayuda si la necesitan. Lo he dicho antes y lo diré de nuevo, no hay lugar para el ego en la arena de equitación. Simplemente evita el aprendizaje y lastima a las personas.

7. Son sensibles al caballo

Un gran jinete es sensible a los caballos. Están atentos a sus personalidades. Reconocen que cada caballo puede responder de manera diferente a las mismas señales. Cada caballo debe ser tratado como un individuo.

Conocen tan bien a sus caballos que pueden saber cuándo algo no está bien, incluso algo sutil. Pueden sentir la menor cojera o cambio de temperamento en sus caballos.

8. Los grandes jinetes están en un viaje de equitación de por vida

Los grandes jinetes se han dado cuenta de que la equitación no es un viaje. Han hecho un esfuerzo consciente para nunca dejar de aprender y siempre están abiertos a cosas nuevas. Comprueban su ego en la puerta, hacen lo mejor que pueden por su caballo en un día determinado. Admiten si están equivocados o si necesitan ayuda porque no saben la respuesta.

Los grandes jinetes toman su relación con los caballos y su compromiso de montar a un nivel completamente diferente al de los buenos jinetes. Es por eso que los grandes jinetes van más lejos en su viaje de equitación. ¿Que pasa contigo? ¿Eres un buen piloto o un gran piloto?

Etiquetas:  Peces y acuarios Propiedad de mascotas Aves